Importante diseñador busca madre biológica

Por: Kathya Soto (#KatEnCabina,Aldaba, Pasacalle)
Twitter: @alboranova

 

Este pasado 26 de junio se estrenó a través de Netflix un documental llamado Olivier Rousteing: El Huérfano Prodigio. Este francés de 35 años es un personaje de gran importancia en el mundo de la moda. Luego de haber estudiado en la Escuela Superior de Artes y Técnicas de la Moda envió a Roma su carpeta de trabajo a Roberto Cavalli, quien inmediatamente lo contrató como estilista para la marca, aunque él rápidamente ascendió como director artístico de las colecciones prêt-à-porter. En 2009 la casa parisina Balmain le dio el puesto de responsable del estudio de creación para las colecciones prêt-à-porter femeninas, pero su talento le siguió abriendo paso y con tan sólo 24 años Olivier se convirtió en el más joven director artístico de la casa Balmain y, además, en el primero con rasgos afroamericanos.

 

Oli1

 

Gran parte del éxito de su carrera lo debe a la arriesgada propuesta de sus colecciones, el uso que como millenial le da a las redes sociales, en particular a Instagram, y su amistosa colaboración con celebridades como JLo, Rihanna o las Kardashians. Todo esto hizo que desde la llegada de Rousteing subieran al cielo las ventas de esa casa de moda de lujo francesa, para ser más concretos, entre 2011 y 2018 un 600% arriba. 

 

Oli 2

 

El documental realizado por Anissa Bonnefont en 2017 y estrenado en noviembre de 2019, retrata a Olivier trabajando incansablemente: tomando fotos, perfeccionando sus detalladas confecciones, arreglando a las modelos antes de salir a la pasarela, recibiendo la ovación de la gente que asiste a sus desfiles y saludando a un sinfín de celebridades; sin embargo, lejos del aplauso y la multitud que lo rodea por la naturaleza y el éxito de su trabajo, este joven llega a casa y está solo, hay un gran hueco en su alma y por ello ha emprendido una rigurosa búsqueda de sus orígenes con el propósito de descubrirse a sí mismo. 

 

Oli 3

 

Olivier nació en un parto anónimo en 1985, llegó con 5 días de vida a un orfanato, meses después fue acogido por una pareja francesa que lo tuvo como hijo único y le dio unos abuelos amorosos. Su familia es piedra angular de su vida y lo impulsó en su sueño de dedicarse a la moda. Sin embargo, él sufrió en la escuela elemental por tener piel morena, cabello crespo y grandes labios, rasgos muy diferentes a los de sus padres adoptivos caucásicos. 

Aquel a quien los titulares llaman “el niño mimado de la moda” sufre al saber que fue un niño rechazado por la mujer y el hombre que le dieron la vida y quiere indagar acerca de su pasado, para ello contacta a las instancias gubernamentales correspondientes y cuando descubre ciertos detalles vitales de sus progenitores lo vemos desmoronarse frente a la cámara. A pesar del sufrimiento que esto le pueda causar y de los hallazgos a cuentagotas, este diseñador está decidido y llevará su búsqueda hasta las últimas consecuencias. El documental es una especie de pancarta para poder dar con su madre y hacerle todas las preguntas que a lo largo de 35 años no han tenido respuesta, quizá al encontrarlas pueda al fin ser feliz y gozar del éxito que ha construido.